¿ Sabes que estás mal por falta de memoria?,

que si te encierras en un pensamiento negativo,

que si das vueltas a las cosas sin ningún sentido,

sólo haces que tu miedo crezca y te pueda.

 

Que si en vez de quejarte de tu triste vida,

de estar con la cabeza baja y escondida,

recordases más veces esas sonrisas,

aquellos momentos en el que la pena no existía,

aquellos lugares que te hacían sentir alegría,

verías como todo cobra una nueva dimensión,

como todo cambia a tu alrededor.

 

Que si en vez de estar mal con una persona,

de odiarla porque ayer te hizo una mala jugada,

o no te ha dado lo que de ella esperabas,

recordaras todo lo que has vivido con ella,

todas las veces que has vuelto a casa con su recuerdo,

las veces que ha hecho que rías de nuevo.

 

¿ Sabes que estás mal por falta de memoria?,

que si en vez de creer que ya no puedes más,

que ya estás harto del sitio en donde estás,

recordaras las veces que te has superado,

las veces en las que creías que no había salida,

en la que creías que todo había terminado,

y luego ves que no, que siempre sigues por tu camino,

que siempre llega mañana con su nuevo recorrido.

 

Olvidamos demasiado deprisa las cosas que nos pasan,

creemos que todo es nuevo, y no nos damos cuenta,

que son las mismas historias cambiadas de sitio.

Tú eliges tus recuerdos, tus sueños,

tú eliges la vida que quieres seguir,

tú eliges con quién la quieres compartir,

tú eliges como quieres pensar y sentir.

 

Alfredo Cuervo Barrero ©